El conversatorio virtual “Proyecto Educativo Nacional al 2036: la educación que queremos y necesitamos” se realizó con éxito el jueves 27 de setiembre, organizado por el Consorcio Ignaciano de Educación (CONSIGNA), red conformada por instituciones vinculadas a la Compañía de Jesús en el Perú.

El expositor principal fue el Sr. César Guadalupe, Presidente del Consejo Nacional de Educación y Jefe del Departamento Académico de Ciencias Sociales y Políticas de la Universidad del Pacífico. Lo acompañaron en los comentarios el P. Eddy Fernández SJ, Director del Proyecto Educativo Rural Fe y Alegría 44 San Ignacio de Loyola (Quispicanchi, Cusco), y Dora Revolledo, Subdirectora Académica del Colegio de la Inmaculada.

Guadalupe explicó la visión y las orientaciones estratégicas del Proyecto Educativo Nacional (PEN), documento que presentó como “el desarrollo de la política de Estado sobre educación”, y que ha sido recientemente aprobado por el presidente Martín Vizcarra. “El tema es aprovechar, capitalizar el momento actual de crisis, y de Bicentenario nacional, como un momento de reflexión sobre el tipo de país queremos y cuál es el lugar de la educación en la construcción de ese país”.

El presidente del CEN agregó que esta reflexión debe tener como ejes la democracia, la República y el ejercicio pleno de la ciudadanía. Asimismo, destacó que el Proyecto Educativo Nacional identifica cuatro grandes áreas o temáticas a abordar: 1) la educación para la vida ciudadana, 2) una educación inclusiva y equitativa, 3) la atención especial al bienestar socioemocional, y 4) la preocupación por la prosperidad, la investigación y la sostenibilidad.

Por su parte, el P. Eddy Fernández opinó que muchas recomendaciones del PEN se han validado en el actual contexto de pandemia, ya que “la modalidad de educación a distancia que estamos practicando parte principalmente desde la centralidad a la persona, el regreso a lo fundamental, a ese desarrollo de valores, el sacarnos de este marco conceptual que nos plantea muchas veces el currículo, buscando priorizar lo más importante, la persona”.

El director del PERFAL apuntó además grandes desafíos de la educación rural, expresando su preocupación por la ausencia de una política de educación intercultural bilingüe que sea apropiada por todos, el poco trabajo en la formación de docentes rurales, la ausencia de una propuesta de educación rural que vaya en sintonía con la primaria, la grave brecha en acceso a la comunicación (zonas sin teléfono, televisión y menos el internet), etc.

Finalmente, Dora Revolledo agregó que cuando hablamos de ciudadanía plena, uno de los principales temas del documento, debemos pensar en si tratamos a los niños y jóvenes en las escuelas como los ciudadanos que son. “¿Les damos la oportunidad de expresar sus opiniones, decidir, sugerir, preguntar, o todo se lo damos programado?”, preguntó.

Expresó además su esperanza en que el documento, tal y como se ha planteado, logre concretar su apuesta por la autonomía de las instituciones educativas y sus ejecutores no caigan en “la tentación de hacer extensos proyectos diversificados del PEN que distraigan a docentes y directivos de lo realmente trascendente”.

Ver grabación completa del conversatorio (disponible por 1 mes)

Oficina de Comunicaciones – Jesuitas del Perú